“Informe Social. Género discursivo e intervención profesional”

13 julio 2016
Categoría:
UNC - Seminarios
Comentarios: 0

Esc. Trabajo Social- Universidad Nacional de Córdoba – Abril a Junio 2016

 

FUNDAMENTACIÓN:

La presente propuesta es producto de interrogaciones y debates  entre sus autoras, en tiempos – espacios diferentes, coincidentes en la lectura del tema a tratar en este curso libre desde el ejercicio profesional actual, el proceso de formación académica, los requerimientos cada vez más exigentes del campo profesional y sus instituciones, así como de las dificultades identificadas en la realización de informes sociales en el marco de las intervenciones profesionales.

El recorrido realizado al respecto por este equipo docente reconoce, dos antecedentes relevantes:

1-       Reflexiones de algunas de sus autoras, escritas en diferentes artículos que obran como bibliografía de la propuesta.

2-       Ateneos y espacios  de discusión teórica y de observaciones empíricas realizadas entre profesora titular, adscriptas y colaboradores del equipo de Cát. “A”-Teoría, espacios y estrategias de Intervención III (flia), durante los años 2014-15, en torno a las intervenciones en proceso, en crisis y la orientación familiar, reconociendo un déficit significativo en cuanto al lugar real y simbólico de los informes sociales en ellas: su escritura desde el ángulo de los géneros discursivos y desde el discurso estrictamente profesional (el saber profesional, los criterios éticos a considerar, los circuitos que pre-figuran la escritura del informe social, los estereotipos sociales y las resistencias en su elaboración, entre otros aspectos)

En base a estos antecedentes, las autoras de esta propuesta coinciden en que “La reflexión epistemológica, en el campo disciplinar aparece como un ejercicio que permite problematizar y reubicar la articulación entre narración y acción rescatando el registro de la marca normativa que configura su  historia reciente y poniendo en relevancia su potencial como instrumento que permite capturar y sostener la tensión irreductible entre práctica y teoría” (Castro, S., consultada en URL 2015: s/d)

Lo anterior condujo, simultáneamente, a una autoobservación curricular, en torno de la responsabilidad de la academia en la formación al respecto. Se advierte un déficit general a lo largo del proceso de formación profesional, en el cual el tema es incluido solamente por algunas asignaturas que no pueden destinarle suficiente tiempo a su tratamiento y profundización en el conjunto de contenidos a trabajar en el ciclo lectivo. Consideramos que éste es el primer y más importante factor que resalta la importancia del desarrollo de esta propuesta: la oportunidad de destinar un espacio curricular para profundizar la óptica, ética y destrezas para la escritura pertinente de informes sociales en el futuro ejercicio de la profesión.

Al respecto, Giribuela y Nieto (2010: 7) señalan que “A lo largo del proceso de formación y luego, durante el ejercicio profesional, la elaboración de un informe social suele ser motivo de preocupación, ocupación e interpelación. (…)” y asimismo advierten que

No es mucho el material sistematizado que se aboca a dar cuenta de los problemas implicados en la elaboración de los informes sociales. Si bien en los últimos años comenzaron a producirse algunos documentos al respecto, estos suelen ser publicaciones de circulación no masiva, pertenecientes a profesionales docentes que, ante la necesidad de explicar en las aulas las características de los informes sociales, descubren que el material existente es escaso. Una paradoja, entonces: poco hay escrito sobre la escritura disciplinar; escribimos informes, pero no escribimos sobre informes.”

En coincidencia con estos autores, se advierte la necesidad de habilitar un espacio académico  para “(…) reflexionar sobre la escritura del informe social como un instrumento que, por un lado, presenta la situación de los sujetos con los que trabaja y, por el otro lado, expone la intervención profesional que se ha realizado.” (Op.Cit, 2010:8)

Además de la mirada del informe en el panorama de la intervención profesional, interesa  su abordaje en tanto género discursivo ya que presenta un formato textual que si bien admite importantes variaciones según el contexto en que se utiliza tiene rasgos lingüísticos que permiten identificarlo como tal: el tema, la estructura y el estilo. En consecuencia, escribir un informe social es una práctica diferente que la de escribir una crónica, una historia social o un registro.

Finalmente, otro factor de importancia de esta propuesta reside en una perspectiva ética y de derechos humanos, ya que  “La intervención en lo social, requiere adentrarnos en la compleja trama cultural y simbólica de los sujetos y esta impronta debe atravesar la construcción de registro/informe , entendiendo esto no como el punto final de este camino sino como un instrumento que integre la comprensión esto es, la recuperación  del mundo simbólico del otro, a partir de su propia palabra en su condición de sujeto de derecho.” (Castro, S. ,consultada en URL 2015: s/d)

En el registro y en la escritura del informe social, la palabra del otro y la del trabajador social, se inscriben en un texto que sostenido en la mediación teórica  y metodológica habilita la construcción de categorías que otorguen visibilidad.

Propuesta 2016 -CURSO INFORME SOCIAL

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>